Dietista nutricionista a domicilio en Madrid - y 636 331 640 - L a V de 9:00 a 21:00 y S de 10:00 a 14:00 dietistaencasa@hotmail.com

AditivosLos aditivos alimentarios son sustancias que no se consumen normalmente como alimentos ni se utilizan como ingredientes básicos de los mismos, pero que se añaden intencionadamente a los alimentos en cualquiera de sus fases de elaboración. Estas sustancias no pretenden enriquecer el alimento en nutrientes, sino que se utilizan con un propósito tecnológico para mejorar algún aspecto del alimento como el tiempo de conservación, el color, el sabor, la textura, etc.

Para que una sustancia sea admitida como aditivo debe estar bien caracterizada químicamente, debe superar una serie de controles toxicológicos establecidos por los organismos sanitarios que aseguren que no presenta riesgos para la salud de los consumidores si se utiliza siguiendo las dosis propuestas, no debe ser introducido en el alimento para disimular ingredientes o prácticas de elaboración deficientes, no debe causar una disminución considerable del valor nutritivo del alimento y no debe ser usado para obtener un efecto que se podría lograr con unas buenas prácticas de fabricación. El uso de un aditivo alimentario solo está justificado si cumple alguna de las siguientes funciones tecnológicas:

  • Conservar la calidad nutricional del alimento.
  • Proporcionar alimentos específicos para consumidores con necesidades dietéticas especiales.
  • Aumentar la calidad de conservación de un alimento o mejorar sus propiedades organolépticas.
  • Favorecer la fabricación, transformación o almacenamiento del alimento.

El hecho de que se puedan utilizar sustancias como aditivos no significa que su uso sea obligatorio y hay que indicar que la filosofía actual en la industria alimentaria es incorporar el menor número de aditivos posibles a los alimentos, por lo que se siguen unas buenas prácticas en el uso de aditivos que incluyen los siguientes puntos:

  • La cantidad de aditivo que se añade al alimento debe limitarse a la dosis mínima para obtener el efecto deseado.
  • Los aditivos deben ser de una calidad alimentaria apropiada y se deben preparar y manipular de la misma forma que un ingrediente alimentario.

Para facilitar el uso, etiquetado y reconocimiento internacional los aditivos se nombran mediante un código compuesto por la letra E y tres cifras; la cifra de las centenas hace referencia al tipo de función que realiza el aditivo, mientras que las otras cifras corresponden, a la familia y a la especie. Los tipos de aditivos existentes y sus códigos son los siguientes:

  • 1XX.  Colorantes.
  • 2XX. Conservantes.
  • 3XX. Antioxidantes y reguladores del pH.
  • 4XX. Estabilizantes, espesantes, gelificantes y emulsionantes.
  • 5XX. Correctores y la acidez y minerales.
  • 6XX. Potenciadores del sabor.
  • 9XX. Edulcorantes, agentes de recubrimiento y gases de envasado.
  • 11XX. Enzimas.
  • 14XX. Almidones modificados.

Cualquier consumidor puede saber si un alimento contiene aditivos porque es obligatorio indicar su presencia en el etiquetado ya sea por su nombre o por su código, de esta forma se pueden elegir o evitar los alimentos que contengan determinados aditivos.

Bibliografía:

  • Agencia española de seguridad alimentaria y nutrición (AESAN). www.aesan.msc.es
  • Codex Alimentarius. Norma general del Codex para los aditivos alimentarios. 1995. www.codexalimentarius.net
  • Gil Hernández, A. 2004. Tratado de nutrición Tomo 2: Composición y calidad nutritiva de los alimentos.
  • Ibañez, F.C., Torre, P. e Irigoyen, A. 2003. Aditivos alimentarios. www.nutricion.org

Otros artículos que pueden interesarte:

También te puede interesar...close

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia como usuario. Si continúa utilizando este sitio web se considerará que acepta las mencionadas cookies y nuestra política de cookies. Pinche el enlace para más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies